sábado, abril 14, 2018

 

--LAS HILARANTES ANÉCDOTAS DE ESTANISLADO CHÚFER Y SU PERRO LANUDO SALMÓN--


Estanislado Chúfer fue una vez a un concurso de televisión cuyo objetivo era sacar del anonimato a personas que tuviesen algún mérito. 
Había tres participantes más en un largo sofá. Mientras sonaban los aplausos, los saludó cortésmente y tomó asiento donde le indicó el presentador.

-Buenas noches. ¿Cuál es su nombre?
-Estanislado Chúfer, para servirle.
-¿Y qué es lo que sabe hacer usted?
-Pues, mire, yo hago edificios, proyecto construcciones y eso. Soy arquitecto autodidacta como si dijéramos.
-Muy bien, estupendo. Entremos en materia pues. ¿Y cómo sería su obra, cómo la definiría?
-Pues, mire usted, yo creo con total sinceridad que mis edificios son perfectamente comparables a los de Gaudí, al Taj Mahal o al Museo Guggenheim de Bilbao por ejemplo.
-¡Caramba! ¡Madre de dios! ¡Si que va usted fuerte! Estamos ansiosos por ver las pruebas.
-Sí, claro, mire: aquí tengo unas fotografías representativas de lo que son mis trabajos.
-Traiga pues, que las mostremos a cámara.
-Tenga.
-A ver, a ver... Pero bueno, por favor, esto es un cobertizo para herramientas en medio de un huerto, recto, cuadrado, con techo de uralita y hecho con bloques de hormigón sin rebozar siquiera. Y esto otro es como un almacén típico y tópico de puerta de chapa color butano con una caseta de perro al lado.
-Una vez acabada será verde frontón, la puerta. Ahora es que está aún con la capa de minio naranja para que no se oxide.
-¡¿Y esto es lo que era comparable a la Sagrada Familia, al Guggenheim y al Taj Mahal?!
-Comparable es, oiga. Lo que pasa es que mi obra sale claramente perdedora en la comparativa, por supuesto. Pero comparar se puede. ¿O no podemos compararla? Mi obra es comparable hasta a la Capilla Sixtina. Perfectamente comparable. Lo dije, lo reitero y lo mantengo.
-Señor...
-Ah, mire, el perro que asoma en la caseta es como un pastor de esos tan peludos que ni se les ven los ojos.
-Pero, hombre, por el amor de dios: si es un doberman.
-Pero es perfectamente comparable a un perro de lanas. 
-Publicidad.
-Se llama Salmón.
-¿El qué?
-El perro.



Comments: Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?