domingo, noviembre 01, 2009

 

-EL DIFUNTO HAROLD-

Cuenta la leyenda, que una noche a los niños de la aldea montañesa se les apareció Harold W., un hombre lóbrego y lúgubre, que si no estaba muerto, al menos parecía gozar de ninguna salud.
Ese cadáver venido del otro lado de la vida, no pretendía hacer el mal, sino obsequiar a la chiquillería con calabazas rellenas de calabaza previamente ahuecadas para poder pracitarles unos orificios simulando una cara y así colocarles una vela dentro y obtener un resultado simpático a la par que fantasmagórico. También les regalaba envoltorios de papel rellenos con caramelos y castañas asadas al bastante calor.
Los niños al verlo se acojonaron del susto y lloraron conjuntamente.
En el valle se oyó resonar el plañido de una forma impresionante. Cada montaña devolvía con efecto rebote el eco sobrecogedor de los niñatos y su llanto. La naturaleza hizo las veces de colosal megáfono y sus ondas lastimeras llegaron a traspasar la cordillera pirenaica hasta el lado del francés.
Allí las tropas napoleónicas que se disponían a invadir Cataluña, se quedaron aterradas de miedo escuchando aquello.
También debemos apuntar que había uno de los niños, Bruch T., que gritaba en un timbre especialmente agudo y que no contento con eso, también tocaba un tamboril para acompañarse. Era un criajo de tendencias performers.
Y, bueno, el caso es que las tropas francesas huyeron despavoridas hacia París sufriendo varios infartos.
Cuando días más tarde en la aldea se conoció la noticia, los pueblerinos se pusieron muy contentos y fueron condecorados a título póstumo por Su Excelentísima Majestad Don Juan José Ordoño García, Rey de España y Quinto de Alemania; primo de los Ausburgo de Austria; concuñado del Rey Segundo I de Grecia; Gran Visir en funciones, con carácter interino, del Océano Índico; amigo íntimo, uña y carne, del Príncipe de Bulgaria-Sofía; y aliado natural de Ivan Penko, Condeduque, si no de todas las Rusias, de la mayor parte de ellas.

Al final, que es lo que cuenta, al cadáver de Harold W. se le agasajó con suficiencia y se le dieron las pertinentes muestras de gratitud por ser el auténtico artífice de la histórica gesta.
Y a partir de ahí, ya saben, cada año vuelve a aparecer en la misma fecha para conmemorar la derrota de Napoleón.
Por eso aún hoy, en todo el mundo civilizado seguimos celebrando la noche de Harold Wins.


Comments:
Yo celebré la noche de Harold Wins vistiéndome de geisha muerta.
Le veo a usted paseándose en su vídeo por parajes bastante galaicos, aunque no creo que sea el caso, pero le aseguro que me ha entrado morriña.
Sospecho que pronto tendremos que irnos a fumar a los cementerios, precisamente por eso que comenta vd. de no molestar a terceros. Que anda que no joden, los terceros.
 
Buena elección. La geishas tienen encanto, estén muertas, vivas o enfermiñas de constipado estacional.

Los parajes son tarragónicos. Es una montañiña canija y graciosa, que sí, en efecto, recuerda a lugares más noroesteños.

En los cementerios habitados seguramente ya no permiten fumar, o sea que acabaremos confinados en los lavabos de nuestros propios domicilios para echar un piti.
Esto ni es civilización ni es nada.
 
deker, me ha molestado mucho -mucho- la bolsa de su cámara dando por saco en la repisa del portalón de piedra. y me ha encantado el atrevido zoom out final, que ni visconti, oiga.

de qué cementerio se trata? de collserola? por su pose brazos en jarras ni que estuviera en castelldefels... qué malvada soy. pero con cariño alevoso.
 
Ni me había dado cuenta. Es usted más observadora que el detective Colombo.
Desde luego lo mío no tiene perdón. Es como si en Quo Vadis se vieran unas botas camperas.

Qué va, es de un sitio que no es ni pueblo. Hay un grupito de casas pintorescas en la montañeja y tres curvas más abajo, el cementerio ese del todo a cien.

(Venga, va: se llama Miramar y está en la comarca del Alt Camp)
 
dios no me toque a colombo. una mujer bajo la influencia... creo que allí está soberbio. lo mejor de su biografía.
 
Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?