jueves, marzo 13, 2008

 

-MIRA QUE LLEGAIS A SER INUTILES--

Rogelio Agro Almagro, pastor cabrero, sabe lo que no está en los escritos, porque no tiene otra. Lee como el culo y por tanto asimila el contenido de un texto tirando a malamente.
Pero Rogelio lleva muchos años de experiencia en la vida.
Eso y su escopeta de perdigones le conceden bastante autoridad cuando dice rotundo:

"En mis tiempos, los criajos y los jóvenes éramos de una pieza, duros, potentes. Nacíamos ya curtíos y con una navaja de muelle escondía en la placenta. No como ahora, con esta mierda de jóvenes que no valen pa na, que no saben valorar lo que cuestan las cosas, ni el esfuerzo que hemos tenío que hacer los viejos pa echar palante.
Los jóvenes de hoy en día se creen que con sentase en los sofanes ya está to hecho. No han de esforzase ni pa comprase las cosas, ni pa ganase el sustento, ni pa tirar en la vida, ni hostias.
Si a más, se ve bien fácil con un ejemplo:
Antes pa que te revelaran los retratos tenías que ir al fotógrafo con el carrete de 24 y al cabo de dos semanas –¡dos semanas, oye!- ibas a recogelas y bien contento porque habían salido 15 buenas.
Ahora, si el interné tarda tres segundos en cargar las digitales, ya se encabronan vivos, que si menudo cagarro de ordenador, que si qué lento que va el cabrón, que si me lo tienes que cambiar ya mismo...
Joder, es que no se esfuerzan ni por los cojones. ¡Perracos. Inútiles, Flojos!.

El esfuerzo lo es to en la vida. Pa to hay que echar esfuerzo. La cosas no vienen del cielo. Hay que luchalas con esfuerzo, coño.
Con esfuerzo se consiguen las metas, los ojetivos. No se puede estar uno esperando que pasen por obra y gracia del espíritu santo. Hay que esforzase. Y con esfuerzo se consigue to, lo que sea, cualquiera cosa.
Yo les diría a ese puñao de vagos que se dejen de tenelo to a base de artificios y se esfuercen en hacer las cosas.
Ayayay, que tengo un problema, -lloriquean- que venga un profesional y me lo apañe. Joder, si cada tres días sale un síndrome nuevo de desajuste sicológico juvenil.
Pero es normal, ya te digo, ¡si no se esfuerzan ni el pijo, coño.! ¡Si es que ni prueban.!
Si están hechos de choped mortadelero, cojones, esta juventud no son ni un diez por ciento de magro.
Se afofan física y moralmente. ¡Asténicos crónicos.! ¡Ya os daría yo dos correazos, pa que al menos corrierais un poco!.
En fin que hasta pa la más mínima cosa necesitan o apoyo emocional, o de farmacia. ¡Hay que joderse con las criaturitas estas, que ahora son chicos hasta los trentaicinco.!
Pues yo digo que los viejos tendríamos que empezar a educar pal otro lao. Na de artificio.
Que se esfuercen, hombre. Que según no sé qué estudios de no sé qué periódico, el abuso de medicinas pa aliviarse está aumentando que es una barabaridá.
¡¡Venga, a apretar de una vez, que al final ni vaciar sabréis, mecagoenlaputa.!!"


NOTA:
*No me hago responsable civil subsidiario de las opiniones vertidas en mi blog por ningún personaje.
*No me identifico forzosamente con lo que se publica aquí.
*Además, no me identifico forzosamente con lo que se publica aquí.
*Además soy muy joven.
*Además no sé tampoco muy bien a qué generación pertenezco, porque la mía fue espontánea.
*Y además no aparento ni la mitad de la edad que aparentan otras personas mucho mayores que yo. Y algo más bajas.
*Y si finalmente el tal Rogelio fuese un personaje de ficción, que se lleve él las querellas o antipatías que pudiesen tener lugar. Que no me venga jodiendo ahora la marrana con tonterías.
*Hay personajes de ficción que llevan miles de años en el candelero y nadie les chista. Hasta se les guarda culto y todo.
*Pues eso.
*No busquen más de lo que hay y no se sentirán nunca defraudados.
*Y esfuércense un poco, venga.
*Hala.

Comments: Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?