domingo, noviembre 11, 2007

 

-EL CIENTIFISMO HOY-

DOS MÁS TRES IGUAL A CINCO, DOCUMENTO DE SUMA IMPORTANCIA.
¿La quicuagesimaesencia del hombre en su relación con la vida es el conocimiento del gen.?
No, y tal vez no.
¿Si el hombre está -pongamos por caso- en la ducha, el gen es un gen de baño.?
¿Pero, y si aprovechamos que está en la ducha para analizar de verdad lo que es importante.?
Bueno, vale, tengo tiempo hasta las ocho y media.
Bah, dejémoslo. Tampoco iban a entenderlo.

La atomización del agua. Eso es.
Miremos el agua que mana de un grifo sin atomizar: parece un chorro, pero no. Son una sucesión rápida de gotas gordas empujadas por la presión popular.
Las innovaciones tecnológicas de hoy permiten adaptar un atomizador a los grifos. Los hogares más avanzados cuentan, sin darle mayor trascendencia, con esos atomizadores de agua.

El señor Marc Llanegas, profesor de la Complutense de Vigo. Asistió a clases de científico hasta cuarto:
Yo compré uno de esos aparatos y lo enrosqué al grifo de mi cocina. Vi que lo que antes era un chorro como caído a plomo, pasaba a ser una difusión pulverizada de agua. ¡Y sólo costaba tres euros.! El agua se descomponía en todos sus elementos ante mis ojos atónitos. Acerqué mi nariz y pude sentir el frescor del agua fragmentada hasta el átomo. Respiré a fondo y la humedad me atravesó las pituitarias hasta sedimentarse en mis alvéolos pulmonares. Entonces me hice varias preguntas. ¿Qué refresca mi organismo, los átomos de oxígeno o los de hidrógeno.? Yo sabía que de hidrógeno habían más que de oxígeno, pero también en los chicles hay más goma que menta y no por ello lo que te refresca es el caucho. Seguidamente pensé: Estoy respirando átomos de agua. De ellos extraigo el oxígeno que necesito para desarrollar mis funciones vitales, pero ¿qué expulso luego.?

Es un tema controvertido. Por eso, nada mejor que hablar con alguien que domine.

El anhídrido.
-¿Así que usted es anhídrido.?
-Si señor.
-¿Y se siente valorado.?
-No.
-Cuente, cuente.
-Verá. Todo el mundo conoce el oxígeno. El oxígeno es famoso, como si dijéramos, ¿vale.? Y yo he sido relegado al ostracísimo, óigame.
-Bueno, tal vez no lo conocen porque no haya hecho nada digno de mención.
-Hasta el nombre me cambian los ignorantes. Dióxido dicen que soy. Yo nunca he sido dióxido. Eso jamás. Seré anhídrido hasta el final. Éstos son mis colores y mi bandera y moriré con ellos. Hay, yo me creo, una campaña orquestada en mi contra. Piense que todos los seres vivos respiran con más o menos gracia, ¿no.?. Pues parece que se conchabaron para expulsarme de sus procesos respiratorios, prefiriendo al oxígeno. Quizás me dormí un poco, puede ser, y los asesores de él le llevaron mejor el tema. Puro marketing.
-Bueno, anhídrido, sea elegante y no mencione a nadie que no esté presente para defenderse. El derecho a réplica deberíamos respetarlo.
-Y a mí qué.
-Oiga, tengo entendido que las plantas por el de día se quedan con usted y echan al oxígeno.
-Sí, pero al de noche invierten sus tendencias. Y de todos modos, ¿a quién le importan las plantas.? ¿Eso está vivo.? ¿Tienen conversación.?. ¿Saludan o algo.? Si piensa que va a confortarme con eso, es que está usted peor que ellas y tiene el mismo coeficiente que una hortaliza.
-Pues aquí acabamos la conversación, bióxido de mierda.
-Que te porculen, paleto.

Bartolomé de las Casas.

“Fray Bartolomé de Las Casas (Sevilla, 24 de agosto de 1484(?)[]– † Madrid, 17 de julio de 1566) fue un fraile dominico español, cronista, teólogo, obispo de Chiapas (México) y apologeta de los indios.”
Apologeta, dicen sus biógrafos. Desde aquí, me indigno y manifiesto que aunque su cara recordase a un cohete espacial, no es de buen gusto sacarle un apodo así.
Por otra parte, aclaro que si este fraile estuviese relacionado de algún modo con el anhídrido, jamás lo hubiese incluido en el artículo.
(Por el contrario, si en otra ocasión publico uno dedicado por completo a Barlolomé de las Casas, tengan ustedes la seguridad de que ni lo mencionaré.)

Domingo 11 de Noviembre, declarado Día Mundial del Anhídrido por la IONESCO.) Lema: Por un mundo sin oxigeno, el día 11 no respires.

Comments:
lu et rigolé
 
oui? cest moi?
 
Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?