domingo, febrero 15, 2009

 

-NO VA MAS-

Si me entrevistasen diría: yo es que soy un gran amante del cine. Y entonces el periodista avispado me saldría con: pues si te gusta tanto, por qué coño le haces ésto. Y yo le contestaría: porque te he engañado vilmente, a mí no me gusta el cine; no pretenderás que mis respuestas sean sinceras cuando tus preguntas las llevas apuntadas en ese papelote, con lo cual puedo dudar también de tu sinceridad, a lo mejor sólo eres un profesional que cobra por su trabajo y te importa una mierda lo que acabas de preguntarme. Entonces el tío diría: eres un poco chuleta ¿no? capullo. Y ya la tendríamos liada.
Las peleas son así.
En esta peli hay dos personajes. Uno muy malo y desagradable, y otro maravilloso que está para comérselo a besos.

El maravilloso soy yo.

Etiquetas:


Comments:
Sigo opinando que faltan tias. Que sus cortos parecen pelis de piratas o de presos...
 
No se proyecte en mí, mamonazo. Al que le faltan tías es a usted.
Un beso.
 
A mí me falta tía, en singular.

¿De qué es la musiquilla?
 
Supongo que se refiere al tema de la pelea final.
Es de un grupo andaluz pionero del rock anglohispano que anduvo desde el 69 al 78, creo. Se llamaron SMASH. Y fueron lo mejor que ha dado este país en ese género, pero de largo.
 
Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?